Absolvieron a “Belén”

Por: Victoria Tesoriero

El pasado lunes 27 de marzo, la Corte de Justicia de Tucumán falló a favor de la absolución de “Belén”.

El 21 de marzo de 2014 una joven tucumana ingresa al hospital luego de sufrir dolores abdominales. En el hospital cursa un aborto espontáneo, desconocía estar embarazada. No vuelve más a su casa. Es llevada presa, culpada de homicidio, sin que medien pruebas. Los jueces Dante Ibañez, Néstor Mascaritto y Fabián Gracejos la condenaron a 8 años de cárcel por un aborto espontáneo.

En abril de 2016 el caso (catalogado como homicidio) llega a la abogada Soledad Deza, de Católicas por el Derecho a Decidir, que asume la defensa. En conjunto deciden el nombre de “Belén” para resguardar la identidad personal de la joven. El caso cobra repercusión nacional, luego regional y más tarde, internacional. Se presentan más de diez amicus de diversas organizaciones de mujeres y de DDHH entre las que están CLADEM, Amnistía Internacional y el CELS. La “Mesa por la libertad de Belén” suma más y más organizaciones de mujeres y de diversa índole en Tucumán y luego el reclamo se va expandiendo hasta lograr una convocatoria a movilización nacional, que se realiza el día 12 de agosto de 2016. Además el caso es llevado al Comité de DDHH de las Naciones Unidas, que se pronuncia al respecto.

58d963da07d58_large

El caso de Belén da cuenta de una alianza misógina entre el sector de salud, el judicial y el policial, que coincidieron en culparla, no sólo sin pruebas, sino violando todos sus derechos, pero también enviando un mensaje disciplinador a todas las mujeres.

El 18 de agosto Belén fue liberada, aunque pesaba sobre ella un proceso penal. La libertad a Belén fue sin duda un logro producto de la organización de las mujeres en todo el país, que emprendieron diversas estrategias.

La absolución significó el triunfo final para todas las mujeres, sobre un proceso absolutamente injusto, clasista y misógino que pesó sobre Belén, que estuvo dos años y cuatro meses presa ilegalmente por un delito que no existe en nuestro país, el aborto espontáneo. El fallo rescata los argumentos de la defensa, especialmente la violación del secreto profesional, la falta de defensa y la falta de pruebas, que se enmarcan en un contexto de violencia institucional.

Este caso nos deja a todas el aprendizaje sobre la necesidad de seguir avanzando en organizarnos, en formarnos y en dar la batalla cultural en todos los frentes. En el marco de retrocesos a los derechos que estamos viviendo actualmente, la respuesta siembre es más organización, tal como lo mostramos durante la movilización del 8 de marzo, donde fuimos miles. Hoy el movimiento de mujeres en Argentina está a la cabeza de los sectores que resisten, y sabemos que ese esfuerzo, da sus frutos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s